¿Cómo supe que era vidente y medium?

vidente y medium

Para las que aún no me conocéis os quiero contar un poco mi experiencia y mi introducción en el mundo del Tarot, la videncia, y sobre todo, las predicciones relacionadas con el amor.

Desde muy pequeña, comencé a tener sueños y visiones muy extraños. Al principio me asustaban, eran sueños muy fuertes, los sentía con más fuerza que la realidad y yo no podía hacer nada para dominar estos sueños que me acompañaban cada noche.

Desde mi nacimiento percibo este tipo de sensaciones, energías y sueños, pero en ningún momento los compartí con nadie.
Según pasaba el tiempo, y todo seguía igual, decidí compartir con mi familia lo que me estaba ocurriendo, necesitaba que alguien me explicase por qué tenía estos sueños y si era algo normal. No sabía si era algo que todo el mundo vivía o sólo lo sentía yo.
Mi madre rápidamente supo identificar lo que me pasaba. Era una vidente real, una vidente de verdad y desde muy pequeña había comenzado a sentirlo.

Ella había pasado por lo mismo que yo, y por eso su apoyo me ayudaría a canalizar lo que sentía, y a convertir esta sensación en algo bueno con lo que poder ayudar a las personas.

Desde que eso me ocurrió, pienso que habrá muchas personas que no sabrán identificar si son médium, si tienen el don de la videncia, o si aquello que sueñan no son simples sueños, sino que pueden tener significado que deberán interpretar para sacar algo positivo de ellas.

Las personas somos energía y estamos continuamente transmitiendo, al igual que recibiendo energía del exterior. Es importante ser conscientes de ello, porque muchas veces no nos damos cuenta de lo que estamos haciendo llegar a otras. No todo el mundo tiene la capacidad de percibir estas sensaciones de la misma forma.

Vidente de Amor: Beatriz Miralles

Tengo treinta y ocho años y mi lugar de nacimiento es Madrid. Al principio me negaba a aceptar lo que mi madre me decía, que era una Vidente Real, de verdad, pero ahora me dedico a ayudar personas como tu.

Desde que nacemos, estamos expuestos a este tipo de energías y vibraciones, y hay personas más sensibles a esta canalización.
Hoy quiero contaros algunos aspectos que pueden ayudarte a identificar si tú también posees este don, o si alguien de tu familia lo tiene.

Los miedos nocturnos pueden ser un indicador de que posees este don. Desde pequeños son muchos los niños que no pueden dormir sin una luz encendida o sin estar acompañados de alguien. Esto es porque en edades tempranas somos más sensibles a percibir todo lo que nos rodea.

Tenemos la mente más abierta a sentir cualquier nueva sensación, y es más fácil conectar con las energías que nos rodean. Por ello, este miedo puede derivarse de tener predicciones que desconciertan, o visiones que no son capaces de controlar.

Igualmente, podemos sentir que alguien nos toca, o notar escalofríos. Esto se deriva de la percepción de las energías con una fuerza superior a las personas que no disfrutan de este don.

Las visiones estando despierto son uno de los signos clave que te ayudan a identificar este don. Es frecuente que, sin esperarlo, venga a tu mente una revelación o predicción, algo que vaya a ocurrir, aunque tú aún no sepas a lo que está haciendo referencia. Por eso es importante detectar cuanto antes este don, para poder canalizarlo, sacarle el máximo partido y usarlo con el fin de ayudar a las personas.

Una vez conocemos nuestro don es más fácil seguir sensibilizándonos y mejorando. Este don es innato, nos acompaña desde nuestro nacimiento, pero podemos perfeccionar nuestra habilidad y sacarle aún más partido.

Si tienes alguna duda sobre si tú también posees el don de la videncia, o hay cualquier cosa que quieras comentar conmigo, no dudes en llamarme.

Me encanta ayudar en temas de amor, por eso, me considero vidente especialista en el amor, aunque la palabra especialista no me guste demasiado… Puedo tratar contigo cualquier tema que necesites, puedes confiar en mi.